Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!


Había escuchado de Cuajiniquil y sus playas escondidas. También de La Cruz, un lugar hermoso y lejano, dispuesto a recibir a quien se anime a manejar algunas horas y explorarlo.

Muy de vez en cuando me encuentro con algún destino que despierta todos mis sentidos. Es como una postal que se queda guardada en la retina y que, cada cierto tiempo, reaparece para sacarme una sonrisa, hasta en los peores días. Sucedió allí, en aquella playa a la que casi no voy…

Por poco me ‘espanta’ el viento, que a veces se empecina en llevarse a todo aquel que se acerca a Cuajiniquil y a las remotas playas que se esconden a su alrededor, entre las montañas.

Ya había escuchado de Cuajiniquil y de los spots particulares de la zona. También de La Cruz, recóndito y algo lejano, pero dispuesto a recibir a quien se anime a manejar algunas horas y explorar lo que tiene por ofrecer.

Quería descubrir el misterio, y para lograrlo tendría que subirme a una lancha y averiguarlo. En colaboración con www.vamosaturistear.com nos fuimos a conocer la zona.

Esta vez, el ride me llevó a Toyosa (también conocida como Mostrencal), Corona y Rajadita, tres destinos que cautivan tanto como el intenso color del mar.

A los primeros dos spots (Corona y Toyosa) solo se puede llegar en bote, una barrera natural que resguarda la esencia de la zona.

Cuajiniquil es un pequeño pueblo perdido en el tiempo. Aquí la mayoría de botes se dedican a la pesca artesanal. En esta zona, rodeada por el Golfo de Santa Elena, el mar es absolutamente limpio.

Hoteles de playa en Costa Rica: Elija entre más de 2.000 hoteles y reserve en línea

¿Por qué GOPlaya le muestra este destino si nadie lo conoce? Porque esconde parajes hermosos rodeados de montañas y playas vírgenes, a las que solo se puede llegar en bote.

Al conocer la zona, a los tour operadores locales se les facilita determinar el clima y el mejor momento del día para navegar hasta los destinos más solitarios, pues es una zona ventosa durante gran parte del año. Así que nos subimos a la lancha para descubrir tres playas secretas.

Playa Corona

Playa Corona, Cuajiniquil, Costa Rica. GOPlaya.cr

La primera parada del viaje fue playa Corona. Después de un traslado de 15 minutos desde playa Cuajiniquil (la más popular de la zona) llegamos a una hermosa playa de arena blanca, con un mar cristalino y turquesa. Es un destino imponente, en el que se puede caminar de costado a costado mientras se aprecian los intensos colores del agua.

Es un destino virgen, con algunos árboles que ofrecen sombra a lo largo de la costa. Aunque la puede visitar en todo el año, pues es una playa muy limpia y cristalina, es preferible que aproveche el invierno, cuando el mar es calmo y se puede disfrutar aún más de la playa, que pasa desolada la mayoría del año.

En este spot no hay servicios disponibles para el turista. Es virgen.

Aunque la mayoría de botes se dedican a la pesca, hay algunos tour operadores que ofrecen el servicio turístico. Al conocer la zona, se les facilita determinar el clima y el mejor momento del día para navegar hasta los desconocidos parajes y algunos otros spots para hacer snorkeling, cerca de distintos islotes.

¿Cómo rentar un auto en Costa Rica? (Y recibir beneficios exclusivos)

Playa Toyosa

Playa Toyosa, Guanacaste, Costa Rica. Fotografía: GOPlaya.cr

Después de conocer Corona y captar algunas fotografías con el drone, nos movilizamos a playa Toyosa, mi spot favorito del viaje. Me sacó una sonrisa de entrada.

Es una hermosa playa ubicada al lado del Refugio de Vida Silvestre Bahía Junquillal, un área de conservación que pertenece a La Cruz de Guanacaste. Unas piedras separan a este sitio de su playa vecina, pero la diferencia es marcada. Toyosa es un spot con un mar cristalino y calmo, rodeado de árboles que ofrecen sombra.

Playa Toyosa, Guanacaste, Costa Rica. Fotografía: GOPlaya.cr

En Toyosa, también conocida como Monstrencal (por los árboles de mostrenco que se observan en la playa), el viento es menor al del resto de spots de La Cruz y de Cuajiniquil, por lo que el agua de mar es más tibia. Es un lugar de arena blanca, con sombra a lo largo de la playa.

No hay servicios disponibles, pues pasa la mayoría del año desolada.

Toyosa me cautivó. Es un lugar mágico y hermoso.

Solo tardé 30 minutos en llegar acá desde que tomé la lancha en Cuajiniquil.

Playa Rajadita

Playa Rajadita, La Cruz, Guanacaste. Fotografía: GOPlaya.cr

Se ubica junto a playa Rajada en Bahía Salinas, en La Cruz de Guanacaste.

La diferencia es que Rajadita es una playa más pequeña, de difícil acceso y aún más virgen. Para llegar a este spot hay que acceder por la orilla de playa Rajada en marea baja y superar las enormes formaciones rocosas. En esta ocasión, decidí visitarla en bote y valió la pena. El trayecto fue increíble.

En Rajadita el oleaje es suave y frente a la playa se observa una enorme piedra que decora el paisaje y permite que resalte el color turquesa del agua.

No hay infraestructura hotelera pero sí algunas cabinas y casas de alquiler en la zona. También hay supermercados disponibles en la comunidad de La Cruz.

En caso de que decida ir en auto, puede hacerlo. Aunque una parte del trayecto que lleva a Rajada es de tierra y piedra suelta, la ruta está en condiciones aceptables para llegar sin problema, incluso en automóvil. Es un lugar muy hermoso, perfecto para pasar el día.

José Pablo Alfaro

José Pablo Alfaro

Periodista por convicción. Co-fundador de GOPlaya.cr. Premio internacional 'Pasaporte Abierto' en la categoría innovación.